lunes, 25 de mayo de 2015


Foto: agencia

Palmira y el caos
por Chema García Martínez

Pinchar aquí:

viernes, 8 de mayo de 2015



Subido a la rama de un albaricoque,

Charlie Parker ve pasar la vida


para Lúcia




hey, man, BIRD is dead
they got his horn locked up somewhere
put his horn in a corner somewhere
like where's the horn, man, where?
screw the horn
like where´s BIRD?





La inmensa plaza de Ras el-Tak rebosa de gritos y entusiasmos. En cada pared se apoya la mercancía de un vendedor ambulante. Mil corros de curiosos se hacen y deshacen en torno a los narradores, los quirománticos, los encantadores de serpientes. En el centro de la plaza, sobre un estrado provisional y bamboleante tiene lugar la tradicional justa de poetas populares que celebran a Samarcanda la incomparable, Samarcanda la incosquistable.




La crudeza del sol lo azota, se yergue y respira, ¿Qué le ocurre?. Le han propuesto el paraíso encadenado al infierno. ¿Cómo decir sí?. ¿Cómo decir no?.




Mi única ambición es tener algún día un observatorio y contemplar el cielo hasta perderme en él, con una copa en la mano y una hermosa mujer a mi lado.




A veces, en Samarcanda, al atardecer de un día lento y triste, los ciudadanos ociosos van a deambular por el callejón sin salida de las dos tabernas, cerca del mercado de las pimientas…



“Solitario en la multitud”, no aspiraba riqueza ni le envanecía la gloria. Como el “tonto” Nasrudin, su sola pretensión era la de seguir “su camino en paz, sin infringir daño ni pedir pan de favor. Sin rendir cuenta a nadie ni esperar que nadie se las rindiera. Sin ser atado por nada, ni atar a nadie.

Todos tienen alguna teoría sobre mí. Yo me pertenezco; soy, lo que soy.



Cargó con la sangre de los cultores de los hijos de la vid, y la copa le devolvió sus penas, multiplicándose en blasfemias, en gritos condenatorios, en burlas y sarcasmos contra todo lo que existe.

¡Cuánto aborrezco al copero cuando me pregunta:
Señor, ¿quieres otra copa más?
Como si alguna vez yo hubiera rechazado un vaso de vino!




Mis razones son los labios de la Bienamada y el néctar de todas las mañanas.
¿Queréis razones más poderosas que el vino y la mujer?




Quienes le escucharon en sus últimas apariciones públicas hablan de una música “extraña, anárquica, como si intentara lanzarse hacia una zona nueva e inexplorada.

La improvisación inspirada, la plenitud, el orgasmo, la borrachera mística del derviche; momento de plenitud en el que el Pájaro echaba a volar, instante sublime en que el Creador se confunde con su Creación y habla a través de su boca: “!Dios soy yo!”.




Escucha las palabras, no las doctrinas. 
Escucha el sermón, no las teorías.




Esas revelaciones de sabios y de santos
Tenidos por profetas, todos esos espantos,
Tan sólo son patrañas que sacaron del sueño
Y que al sueño volvieron, perdidos sus encantos.




Al suelo arrojemos la jarra de la reputación; ya rayó el día.
Al suelo arrojemos la jarra de la reputación y de la piedad.
Y no pidas más.
Toma en tu diestra otra el laúd, ora la cabeza de tu doncella.

¡Vino, vino, más vino rojo!




Selección de textos (por orden de aparición):

Gregory Corso, "Requiem for Bird Parker, Musician". Poema incluido en "Gasoline & the vestal lady on brattle". City Lights Pocket Poets Series. San Francisco, 2001.

Amin Maalouf, “Samarcanda”. Alianza Editorial, edición de bolsillo. Madrid, 1993.

Omar Jayyam, "Las Rubayat". "Antología de poetas persas", edición de Rafael Cansinos Asséns. Lípari Ediciones. Madrid, 1991.

José María García Martínez, “El verdadero amor de Charles Christopher Parker”. Cuadernos de Jazz, Enero-febrero 1993. Pendiente de reedición.


Fotografias realizadas por el autor de éste blog entre el 21 y el 28 del mes de abril de 2015 en las ciudades de Jiva, Bujará y Samarcanda, en Uzbekistán.

jueves, 30 de abril de 2015


Raúl Mao será homenajeado ésta noche en Clamores Jazz.
Aquí, con Horace Silver, en la puerta del restaurante Okendo. Jazzaldia, 1996


HOY EN EL PAÍS

Europa es una ‘jam session’

Madrid celebra hoy el Día Internacional del Jazz con un puñado de conciertos de artistas procedentes de gran parte del viejo continente

 Pinchar aquí:

lunes, 13 de abril de 2015


CUADERNOS DE JAZZ

La China de Mao

Por Chema García Martínez

Pinchar aquí:

martes, 7 de abril de 2015


Todos con Carlos Carli

Su imagen otoñal y afable forma parte ineludible del paisaje jazzístico madrileño. Carlos Carli es historia viva del género en nuestra ciudad, ya sea en su faceta de acompañante o como líder de sus propios conjuntos. Ahora, el veterano batería pasa por momentos difíciles a causa de la dolencia que le mantiene alejado de los escenarios. “Va por ti, Carli” es el título del concierto-homenaje que va a tener lugar ésta noche, a partir de las 21:00 h. en Clamores Jazz (entrada 10 €), con la participación de, entre otros, Pedro Iturralde, Jayme Marques, Pedro-Ruy Blas, Eliseo Parra, Connie Philip, Miguel Ángel Chastang, Joaquín Chacón, Richie Ferrer y los grupos Speak Jazzy y Skytrain. Lo recaudado irá destinado a sufragar los gastos derivados del tratamiento sanitario a que está siendo sometido el homenajeado.

En Carlos Carli no se sabe dónde comienza el músico y dónde termina la persona: “sólo una vez en mi vida trabajé en otra cosa que no es la música, y fue para huir de Uruguay”. El futuro astro de la batería dejaba tras de sí una infancia solitaria en 25 de Agosto, el pueblo de apenas 3 mil habitantes donde nació situado “a demasiada distancia de todos los sitios”. La radio era su único contacto con el mundo exterior: “un día escuché a Louis Armstrong y a Miles Davis, y mi vida cambió”. Decidido a hacer de la música su vida, se empleó como repartidor del diario El Heraldo en la línea de ferrocarril que cubría el trayecto entre las ciudades de Florida y Montevideo: “mi único empeño era reunir el dinero suficiente para escapar”.

Con los Betchers viajó a Buenos Aires tocando Rock & Roll: “mi experiencia tocando rock no fue nada de otro mundo”, puntualiza, “pero sirvió para afianzarme en mi deseo de convertirme en músico profesional”. De Argentina a Brasil y España. En 1977 Carli recaló en el que habría de ser su nuevo y definitivo hogar. Pronto, sus servicios iban a ser requeridos por lo más granado entre los intérpretes de jazz nacidos o residentes en la Villa y Corte, de Jorge Pardo a Jean-Luc Vallet, Jerry González y Pedro Iturralde: “tengo mucho que agradecerle a Pedro”, apunta. “Llevo casi 3 décadas con él, en éste tiempo he visto pasar unos cuantos pianistas y contrabajistas, sin embargo yo sigo”. Lo que no tiene de locuaz, lo tiene de humilde. “El maestro”, como es conocido en el medio, se declara apenas un aprendiz: “yo he tenido la suerte de tocar con músicos muy buenos, y cuando uno alterna con tanta gente buena la exigencia es constante”. A lo largo de su extensa y fructífera carrera, Carli ha compartido escenario con Woody Shaw, Pat Metheny y Paquito d´Rivera, a quien dio cobijo tras proclamar el saxofonista su voluntad de no regresar a Cuba. “Yo no puedo venir a Madrid sin verme con Carli”, declaraba el cubano en su última visita a nuestra ciudad. “Le debo mucho a éste hombre”. Fuera del jazz, Carlos Carli ha hecho sus bolos con Enrique Morente, Pata Negra y el brasileño Ivan Lins. En el año 2009 editó “De dónde vengo”, disco en el que saldaba cuentas con su pasado; composiciones originales de Astor Piazzolla, Jaime Roos y Chico Novarro para un cuarteto de ilustres expatriados del que formaban parte, además de Carli, los argentinos Horacio Fumero y Guillermo Calliero, y el uruguayo José Reinoso. Jazz de altas miras con denominación de origen rioplatense. Inexplicablemente, “De dónde vengo” pasó desapercibido al momento de su edición: “uno termina por preguntarse para qué sirve editar un disco si va a terminar regalándoselo a los amigos”.  Próximo a los 70, Carli “se siente rejuvenecer” al contacto con sus jóvenes alumnos de la Escuela de Música Creativa: “la gente sale de las escuelas de jazz lista para el combate. Hoy en día, el que no quiere saber, es porque no quiere”.

Chema García Martínez


PD: por si interesa, existe una fila cero a nombre de Carlos Carli Fernandez en el Banco de Sabadell (ES 33-0081 -0575- 71 -0001002404).

martes, 17 de marzo de 2015

HOY EN EL PAÍS

 Cifu en Bourbon St. acompañado por Percy Heath (izqda) y Don Byas (dcha). 1964
Cortesía de "Cifujazz"


Muere ‘Cifu’, la voz radiofónica del jazz

Juan Claudio Cifuentes dirigió influyentes programas radiofónicos como 'Jazz porque sí'


Pinchar aquí: